La cajita verde

Hizo tres llamadas en tres días diferentes, como diría PAQUITA LA DEL BARRIO, la primera por capricho, la segunda por coraje y la tercera por placer.
No, la realidad es que marcó el 8343012411 para hacer una debida entrega del Partido y ponerse a las órdenes, como dictan las reglas de la urbanidad política.
No le recibieron ni la primera llamada, no se asustó, hizo la segunda tampoco le contestaron y la tercera solamente la hizo porque dicen que la tercera es la vencida.
Pretendía ponerse a sus órdenes y ver la manera que colaborar en el instituto político, había contraído un compromiso y deseaba cumplirlo. No hubo espacio.
Simplemente lo echaron, ni siquiera le permitieron salir por la puerta trasera, no lo dejaron entrar para hacer el proceso de entrega.
Hoy dicen que es un traidor y chaquetero, pero quien lo acusa sufre el mismo mal, pero peor es capaz de morder la mano que le da de comer.
Abandonó al PRI, partido al que perteneció desde hace generaciones y que le brindo riqueza y educación. Su padre fue diputado federal y hombre cercano al poder presidencial.
En Tamaulipas forjó parte de su historia de la mano de dos gobernadores que le confiaron sus proyectos y terminó traicionándolos. La historia cercana al poder siempre manchada por las confusiones y las obsesiones.
La más reciente aventura en San Luis Potosí establece que tomó fruta de una canasta ajena, si no que le pregunten al gobernador RICARDO “El Pollo” GALLARDO, quien lo señala como parte de una gavilla de tamaulipecos que se robó más de 100 millones de pesos.
El líder del PVEM, MANUEL MUÑOZ CANO parece dolido por la reinvención de RICARDO GAVIÑO CÁRDENAS como presidente del Movimiento “Todos por Tamaulipas” que apoya las aspiraciones de CÉSAR AUGUSTO VERASTEGUI OSTOS, como candidato de una coalición por la gubernatura que sería encabezada por el PAN.
GAVIÑO dio un discurso a nombre de la organización, nunca mencionó al PVEM, por lo que el reproche de MANUEL MUÑOZ en su contra fue sin sentido, fue más de ardor por ver que alguien brilla sin necesidad de la dirigencia verde.
RICARDO aprendió al igual que MANUEL que los líderes verdes no se mandan solos, pues responden a los intereses nacionales, es el centro del país donde toman decisiones.
Por lo pronto debemos decir que la Vitacilina siempre viene en cajita verde, el color que le dejará muchos dividendos en los próximos meses. Se sabe de su hambre y voracidad.
Por cierto, debe destacarse el mensaje de la x alcaldesa de Matamoros, LETICIA SALAZAR durante el evento sabatino, donde estableció su apoyo incondicional a la precandidatura de CÉSAR “El truco” VERASTEGUI OSTOS cobijado por las siglas del PAN, por lo que se debe atender su llamado a la conciliación.
“Para que exista unidad debemos cerrar ciclos y definitivamente llamar a conciliación, una conciliación donde dejemos a un lado los colores, dejemos a un lado las divisiones, donde no guardemos rencores, donde simplemente dejemos el pasado en el pasado”.
LETY vino a darle con todo para apoyar las aspiraciones del “Truco” y lo hace olvidando el pasado, pues fue una de las castigadas del sexenio.
LETY viene dispuesta a olvidar, evitar conflictos de trabajar en unidad sin importar los distintos pensamientos. Lo hace de manera humilde y buscando la empatía.
Si alguien tenía razones para actuar de manera distinta es la matamorense, hoy enfundada con un traje de soldado que defenderá sus ideales y formas de pensar a pesar de sus propios agravios.
Bueno, por hoy es todo.
Adiós y aguas con los patinazos…
Contacto:
patinadero@hotmail.com

Mas Noticias:
Leer más