El PRI; entre lealtades y traiciones

Maribel Villarreal

En la Sexagésima Tercer Legislatura Federal, el Partido Revolucionario Institucional representaba la mayoría con el 40.4 por ciento de las curules, le seguía el Partido Acción Nacional con el 21.4

Había ocho diputados priistas de Tamaulipas encabezados, -como coordinador-, por Edgar Melhem Salinas. El grupo incluía a Yahleel Abdala Carmona y a Jesus de la Garza Díaz del Guante.

Eran tiempos de mayoría y de presupuesto. Chuchin solicitó licencia para abanderar al PRI por la alcaldía de Matamoros y Ganó. Más tarde Yahleel hizo lo propio para irse de candidata a la senaduría y perdió.

Hoy ambos están ajenos al PRI. Yahleel renunció al partido de sus amores y se fue a Acción Nacional y Chuchin, aunque públicamente no renunció, también sirve a los intereses azules.

El grupo de los legisladores tamaulipecos incluía a Baltazar Hinojosa Ochoa quien se desempeñó como presidente de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Publica de esa legislatura. Aunque sigue estando en el PRI, Balta está ausente, dedicado a su rancho y a su etapa de abuelo feliz.

Otra de las legisladoras, Paloma Guillen no estaría descartada como candidata a la alcaldía de Tampico.

En fechas recientes, los reporteros la sorprendieron afuera de su casa cuando el alcalde panista Chucho Nader acudió a inaugurar la pavimentación de su calle. En entrevista obligada, Paloma no se descartó a participar en este 2021.

Alejandro Guevara Cobos sigue en el PRI. Es representante regional partidista y fue quien más duro cuestionó la renuncia de su ex compañera de bancada de las filas priistas.

De ese mismo grupo emergió, Pedro Luis Coronado. Peluco asumió la diputación federal a la salida de Jesús de la Garza para irse a la alcaldía y es actualmente dirigente de la CNOP en el comité estatal.

Este domingo, presentará su registro como precandidato a la alcaldía de Matamoros. Parece que será candidato único por lo que sin problema se perfila hacia la candidatura con el respaldo el comité estatal.

La lealtad también se observa en el caso de Enrique Cardenas del Avellano, quien este lunes presentó su intención de convertirse en candidato a la diputación federal por el Quinto Distrito con sede en Ciudad Victoria.

También hizo lo propio Ramiro Ramos Salinas por el Distrito Uno con base en su natal Nuevo Laredo. Ramos Salínas fue diputado local y presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso.

El PRI enfrenta una época difícil, la más difícil de su historia. Tan complicada que en esta contienda del 6 de junio se estaría jugando su resto. Con algunos personajes de probada lealtad que a pesar de todo se quedan a dar la pelea. En los próximos seguirán las definiciones.

maribelvillarreal@hotmail.es

Mas Noticias:
Leer más