AMLO y los gobernadores

Maribel Villarreal

Si algo no sabe el PRI y le urge aprender, es ser oposición.

La recién estrenada dirigente estatal Yahleel Abdalá encabezó el viernes el curso «Estrategias para ser una oposición efectiva» que brindó el conferencista Ivan Gamboa y con el que los priistas buscan enfrentar el nuevo escenario político.

Gamboa es un experimentado consultor. Es reconocido en temas de marketing político y parte de la premisa de que las campañas se ganan en las calles. Su propuesta es ofrecer soluciones para obtener votos y no sólo visibilidad.

La intención del Comité Ejecutivo Nacional, que impulsa estas acciones con mayor énfasis en las cinco entidades que tendrán elecciones el año próximo es buena, el punto es si los priistas -con la inercia de las viejas prácticas- aprenderán en el corto tiempo que les resta para el proceso electoral.

A dos años de perder la gubernatura, el PRI de Tamaulipas no ha recuperado el rumbo. Perdió parte de lo que había mantenido tras aquella elección del 2016 y hoy están convertidos en la tercera fuerza política.

Al curso también asistieron el delegado del CEN, Alejandro Luzanilla, los diputados locales Alejandro Etienne y Rafael Gonzalez Benavides así como la Diputada federal Mariana Rodriguez Mier y Terán.

También los panistas se están organizando ante el nuevo escenario nacional y los doce gobernadores del PAN ya marcaron su postura ante las primeras medidas del futuro gobierno.

A unos días de que Andrés Manuel López Obrador asuma la presidencia de la Republica, el desplegado emitido por los mandatarios estatales sigue haciendo mucho ruido.

Cuestionan y reprueban la asignación de los delegados federales en los Estados y dejan los gobernadores como meros invitados: «ese desdén es inaceptable y resulta inconcebible», refieren en el documento.

En entrevista con Ciro Gómez Leyva, el gobernador de Tamaulipas, Francisco Javier García Cabeza de Vaca puntualizó;

“No estamos dispuestos a que se quiera supeditar la figura de los llamados coordinadores estatales del nuevo gobierno»

Añadió que en la coordinación más no en la subordinación, es como se podrá trabajar en el tema de seguridad y lamentó que en el diseño de la nueva estrategia de seguridad, no se les tomó en cuenta para trazar metas y objetivos en esta materia.

Expuso que en una reunión de la Conferencia Nacional de Gobernadores solicitó a López Obrador, reuniones con su gabinete de seguridad, lo que no ha sucedido a siete días del inicio de la nueva administración federal.

Reconoció que no se ha visto voluntad para una coordinación adecuada en los estados, luego que se utilizará la figura del “súper delegado” como enlace y añadió que se está usando esta figura para que sean los encargados.

Andrés Manuel López Obrador respondió a los gobernadores que no será rehén de nadie.

El nuevo gobierno está a punto de iniciar y cartas ya están sobre la mesa.

Mas Noticias:
Leer más