El Arquitecto.

Jorge Chávez

La arquitectura es un arte visual y los edificios hablan por sí mismos. Julia Morgan.

Me toco conocerlo en un recorrido de supervisión de obra en la colonia Ampliación Solidaridad en donde coincidió con el alcalde Mario López para supervisar dos obras de gran impacto en esta zona que yo en lo personal ubicaba como zonas olvidadas y abandonadas de nuestra localidad.

Es el Secretario de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano del gobierno federal. El Secretario varón más joven de la 4T con 36 años de edad. Uno de los dos mileniales en el gabinete. Su juventud, además de inspiradora, baja la edad promedio en un gabinete caracterizado por una edad que más bien podriamos catalogarlo de gerontocracia.

Su juventud no lo intimida. Su currículo académico inspira respeto. Román Meyer Falcón, arquitecto egresado del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey, con estudios de maestría en gestión creativa y transformación de la ciudad por la Universidad Politécnica de Cataluña, en Barcelona. Desde el 1 de diciembre de 2018 se desempeña como titular de una secretaria mejor conocida por su acrónimo como SEDATU pero de la cual muy pocos conocen de qué se trata.

Una asignación hecha por AMLO y que en un principio le intimidaba la responsabilidad de esta cartera pública, aunque dice que a estas alturas del partido ya está más confiadamente desenvuelto en las actividades de la secretaria a su cargo.

Su puesto tiene que ver con el ordenamiento territorial, desarrollo urbano, política de vivienda, y todo lo que involucra el ordenamiento de nuestro querido México. Lo suyo es a grandes rasgos la perspectiva en los próximos años en la política nacional de vivienda.

El arquitecto Meyer está a cargo de dos programas fundamentales para el gobierno federal que son en primera instancia, el Programa Nacional de Reconstrucción que considera para su desarrollo varios cuestionamientos sustanciales en lo referente a lo urbano: ¿Dónde estamos parados?, ¿Cuáles son los retos?, ¿Hacia dónde tenemos que mirar?, y ¿Cuál es la población que no ha sido atendida?

En segundo lugar está el Programa de Mejoramiento Urbano, que el mismo Secretario arquitecto cataloga como el programa estelar de la secretaria a su mando y que atiende aquellas colonias con mayor rezago en carencia de servicios y equipamientos básicos, que trata de colocar al lado del cosmos terrestre otro cosmos completo de su entera creación, originado en su mente de artista-arquitecto que quiere transformar este mundo hostil en que vivimos y que se proyecta cruda y lacerantemente en los polígonos de mayor pobreza de nuestro país.

Su maestría que tiene que ver con la transformación de las ciudades la proyecta en las dos obras llevadas a cabo en la colonia ya citada, se refiere en primera instancia a la construcción de un mercado público con una arquitectura bastante disruptiva pero que embellece la vista de los habitantes de este sector matamorense que al verlo nos recuerda aquel aforismo de Napoleón: Los grandes espacios, agrandan las ideas de quienes lo disfrutan.

Volviendo a el objetivo de la secretaria a su cargo, lo suyo es, cómo ordenar las colonias de cada ciudad en colaboración con otros órdenes de gobierno, así como los usos de suelo, el que no haya viviendas demasiado alejadas de los centros urbanos, y también inspecciona los espacios mínimos de vivienda.

Cabe señalar que el concepto “agrario” dentro del nombre de su secretaria tiene más bien que ver con las comunidades y los núcleos agrarios; en estricto sentido no tiene nada que ver con la producción del campo. Más bien con los sujetos derechos que son los ejidatarios y comuneros.

Querido y dilecto lector, parte de la importancia de esta secretaria de estado estriba en que el 52% del territorio nacional es ejido o comunidad. La gran mayoría de los terrenos del país están bajo ese régimen de propiedad social. Es a través de la Procuraduría Agraria y el Registro Agrario Nacional las instancias con las cuales la SEDATU ordena y da seguimiento y atención a los núcleos agrarios.

La otra obra que se lleva a cabo en el sector mencionado es la construcción de un módulo deportivo que consiste en una cancha de usos múltiples al aire libre con gradería y luminarias.

Me toco ver al joven secretario Meyer en toda su humildad, al grado que no parece secretario. Arropado en una indumentaria más bien de profesionista moderno con una gorra negra de bordados oscuros a favor de los Yanquis de Nueva York, unos lentes de pasta negro que le dan un toque intelectual y una camisa arremangada y con los planos de las obras en sus manos que le ayudaban a corroborar que lo hecho estuviera acorde con lo planeado. Siempre dispuesto a responder todas las preguntas a la prensa.

El secretario Román Meyer y el Presidente Mario López verificaron juntos los avances de la obra, verificando que los acabados y los terminados vayan conforme al proyecto de calidad que se pretende dar a la comunidad. Yo me quede gratamente impresionado con la obra y con la sencillez del arquitecto.

El tiempo hablará.

Mas Noticias:
Leer más