Las deudas de Xico y Aliyán

Invitado

El presidente del Comité Directivo Estatal, del Partido Acción Nacional LUIS RENÉ CANTÚ GALVAN, ha sido omiso y demostrado los motivos por los que lleva el mote de “cachorro”. Y es que hasta ahora, no le ha puesto un “hasta aquí” al segundo síndico del Ayuntamiento de Victoria LUIS TORRE ALIYAN. Hasta donde sabemos, el abogado no ha cumplido con uno de los compromisos elementales que imperan al interior del PAN, posiblemente porque se ampara en la figura, de no ser militante de este partido político y por lo tanto, no tiene la obligación de pagar las cuotas. Así nada de muertito, al menos en los últimos dos años. Si bien LUIS TORRE aduce tener principios y acatar la ley, la práctica dice todo lo contrario. Y es que el segundo síndico podrá no ser militante del PAN, pero en base al reglamento de los funcionarios públicos emanados del Partido Acción Nacional está obligado a aportar el diez por ciento de lo que percibe como salario en el Ayuntamiento de Victoria. En el mismo caso se encuentra el alcalde con licencia XICOTENCATL GONZÁLEZ URESTI. En ambos casos deben pagar esa cuota desde el día en que tomaron posesión, uno como segundo síndico y el otro como alcalde de Victoria, es decir, desde el primero de octubre de 2018. A TORRE ALIYAN no se le puede pedir que renuncie al cargo de segundo síndico, porque insistimos, no es militante del PAN. El Reglamento establece que el aporte debe ser de un 20 por ciento de lo que le paguen en el municipio, tanto a LUIS como a XICO. De ese porcentaje, un diez por ciento va para gastos de gestión y el resto para las actividades del Comité Directivo Municipal del PAN en Victoria, que tema aparte, habría que ver en qué lo están gastando, sobre todo, de aquellos que si cumplen con dicho reglamento. La aportación no es solamente para militantes, sino para todo aquel que sea funcionarios. La cifra que recibe el CDM del PAN en Victoria es por demás elevada, siempre y cuando todos los funcionarios emanados del partido estén al corriente con sus aportaciones. En los tiempos de FRANCISCO JAVIER GARZA DE COSS como presidente del CDE del PAN, aquellos que no cumplían con esta obligación, se turnaba a la Comisión de Orden, la que dicho sea de paso, no se sabe si aún funciona en la presidencia del “Cachorro” CANTÚ GALVÁN. Aquel que no cumplía, podía perder el cargo. Un ejemplo de lo anterior lo vivió JOSÉ RAMÓN GÓMEZ LEAL, el JR, quien si bien no era militante del PAN, como diputado tuvo que pagar las cuotas para participar como candidato a presidente municipal. Quizá por ello, como a LUIS TORRE ALIYAN ya le avisaron que no hay nada para él en la contienda concurrente del 2021, decidió declararse sindico independiente, aunque no lo ha hecho públicamente porque la figura no existe en el Ayuntamiento. Y es que, cuando se votó, fue por una planilla, no solamente por el síndico, regidor o presidente municipal. La Ley Electoral indica que cuando se vota, es por la integración de una planilla, y no se hace referencia a síndicos independientes. Sin embargo, si LUIS TORRE ALIYAN tiene valores y principios como aduce, lo primero que debería hacer es desligarse del PAN, cargo que tendrá que reconocer, se lo dio Acción Nacional. Al menos mientras dure en la encomienda, el segundo síndico está obligado a pagar esas cuotas, circunscritas en el Reglamento de las Relaciones entre el PAN y los funcionarios públicos electos, postulados por Acción Nacional. Sabiendo como es y consciente de que no será tomado en cuenta para una nueva encomienda, TORRE ALIYAN no cumplirá con esa obligación y contrario a ello, lo más probable es que cifre toda su confianza en ser tomado en cuenta en Movimiento de Regeneración Nacional, donde si bien le darán entrada – como lo hacen con los que vienen de otros partidos políticos – de ahí a que lo tomen en cuenta para un nuevo cargo de elección popular, está por demás complicado. Lo primero que le van a decir, como en su momento le dijeron a ex del PRI, es que se formen. En fin.
alfredoguevara0@gmail.com

Mas Noticias:
Leer más