Doña Claudia sacerdotisa y enterradora…

J. Eleazar Avila Pérez

Igual y para estas horas del partido, el CEN del PRI ya tiene impuesto a quien será el nuevo dirigente (a) en Tamaulipas y sin embargo, esta institución debería considerar sus nuevos valores, sin demérito de quienes tienen una hoja de servicios positiva.

En todas las ciudades estado: Nuevo Laredo, Reynosa-Río Bravo, Matamoros, Victoria-El Mante y la de Tampico Madero y Altamira existen importantes personalidades que, sin que importe la edad, han demostrado lealtad y eficiencia.

Qué pasa entonces, que como nunca este partido padece de una miopía descomunal. Qué les sucede que parecen bebés perdidos en el bosque, donde los taladores se niegan a cambiar o morir.

Por eso es que a la distancia de la Avenida Insurgentes en la CDMX, en Tamaulipas ven a “La Maseu”, como la gran sacerdotisa de túnica blanca que sigue enterrando la marca, colores y dignidad.

1.- El PRI presume millones de afiliados y una élite fuerte, sin embargo, por qué los mismos de siempre. Si el mismo discurso en El Congreso lo ofrece un joven sin mancha, les apuesto que no habría recibido el nivel de agresión de que fue objeto.

2.- Pero como les digo, puede más la soberbia que el ceder la palabra y acciones que dejen claro, que el PRI si aprendió la lección. Y así, ni modo de aplaudirles.

3.- No se trata de un asunto de género, pero ni como quitar del pensamiento de los mexicanos que Claudia Ruiz Massieu Salinas sea sobrina de Carlos Salinas de Gortari e hija del asesinado exdirigente nacional del PRI, José Francisco Ruiz Massieu.

4.- No la descalifico, pero en tiempos en que la base está buscando sacrificios humanos, ver como la élite en el poder se queda con los despojos claro que les debe de doler.

5.- «Este 2018 será recordado como el año de nuestra gran debacle, o como el año en que iniciamos nuestra gran reforma. Escribir el desenlace de este capítulo depende de todos nosotros”.

Suena bonito, pero como las frases salen de su boca y sangre política, imposible que sus expresiones sean tomadas con seriedad. En todo caso como expresan en Tamaulipas y todo lugar, su presencia es una burla, a menos que acredite que la distancia familia es real, lo cual se antoja imposible.

6.- Es tal el apremio, que dificilmente vemos como los causantes de la enfermedad serán los mismos que encuentren la cura.

Por eso insistimos, el PRI de Tamaulipas clona la soberbia y rechaza el cambio. Total, mientras se ponen de acuerdo los caza talentos de Morena y siguen revisando las entrañas tricolores para rescatar lo que aun parezca vivo, en la aparente ultratumba.

7.- Decía Balzac que “en las grandes crisis, el corazón se rompe o se curte”, pero igual Trias desde la Madre Patria sostenía que “en esta vida hay que morir varias veces para después renacer. Y las crisis, aunque atemorizan, nos sirven para cancelar una época e inaugurar otra”.

Solo el tiempo…

Lo mejor de cada casa…

Y nos vamos al sur para constatar como les va a los nuevos gobiernos en su preparación, que para la otra los que perdieron hagan caso. Bájenle dos rayitas a sus locuras y lean.

Aquí en este espacio advertimos, que lo de Andrés Zorrilla, era una crónica de un debut y depedida. Su avaricia, impericia, falta de entrenamiento tendrían un resultado funesto, en términos electorales.

Que Erasmo González y Adrián Osegura tenían una presencia importante y que, de la mano de Andrés Manuel López Obrador, ganarían la diputación y la presidencia municipal.

No hizo caso Griselda, tampoco Iron Man y ahí están los resultados. Griselda gris, y el héroe perdido en su propia historieta región 4 que lejos estuvo de ser Chico Marvel.

El caso de Tampico es más terrible, pues a más de un socio político de Magda y gratis, les dijimos las razones de por qué perdería las elecciones, pero lo que encontramos fue descalificación.

Para La Maestra más ausente de las aulas en la historia del magisterio porteño, sus adversarios no tenían nada en el morral. Olga, Alejandro, Joel, Lalo, Azcarraga, Manzur, Gustavo, Inguanzo, Muela, Alvaro y montones más, cada cual desde sus trincheras le comieron puntos.

Y si le agrega el poderío estatal y que el candidato Jesús Nader se aplicó en medios y territorio, el resultado fue el indicado.

Luego está Altamira, donde fue evidente que el PRI de Gris, gris y de Cacho Toral no lograron ganar a pesar de las adversidades, pues tampoco vale, ya el argumento de que los asaltaron.

Del cuarto piso.- Ojalá hayan aprendido la lección que de mi parte ya me acabé la crema de coco en los labios…

Nostra política: En 2019 los miedosos se quedarán en casa…

18 pendientes…

Correo: jeleazarmedia@gmail.com Twitter.- @eldebateequis

Mas Noticias:
Leer más